Padre Nuestro: “Llamad y se os abrirá”: Catequesis del Papa Francisco

Ciudad del  Vaticano, 9 de enero.- El Santo Padre, en su 4ª catequesis sobre la oración del ‘Padre Nuestro’ asegura que “ninguna oración quedará sin ser escuchada”. “¿Por qué?”, plantea. “Porque Él es Padre y que no se olvida de sus hijos que sufren”.

La audiencia general de esta mañana ha tenido lugar  a las 9:20 horas en el Aula Pablo VI  donde el Papa ha encontrado grupos de peregrinos y fieles de Italia y de todo el mundo. El Pontífice se ha centrado en el tema: Llamad y se os abrirá (Pasaje bíblico: Evangelio según san Lucas 11, 9-13).

“La oración cambia la realidad, no nos olvidemos”, ha aclarado el Papa, en el contexto de la oración del ‘Padre Nuestro’. “O cambia las cosas o cambia nuestro corazón, pero cambia siempre”.

Así, el Papa ha planteado una pregunta: “¿Cuántas veces hemos llamado y encontrado una puerta cerrada?” Jesús nos insta, ha respondido, en esos momentos, a insistir y no darnos por vencidos. “La oración siempre transforma la realidad, siempre”. Si las cosas que nos rodean no cambian, al menos “cambiamos nosotros, cambia nuestro corazón”.

Jesús prometió el don del Espíritu Santo a cada hombre y a cada mujer que rece, ha recordado.

Al rezar es como si viéramos cada fragmento de la creación que bulle en el torpor de una historia cuyo por qué a veces no comprendemos. “Pero está en movimiento, está en camino, ¿qué hay al final de nuestro camino? Al final de la oración, al final de un tiempo en que rezamos, al final de la vida ¿Qué hay? Hay un Padre que espera todo y nos espera a todos con los brazos abiertos de par en par. Miremos a este Padre”, ha propuesto Francisco.

Jesús enseña a los discípulos a orar, ha recordado el Papa, y les muestra con qué palabras y sentimientos deben dirigirse a Dios. Lo hace enseñándoles el Padrenuestro, las actitudes que el creyente debe tener cuando ora, que son la “perseverancia” y la “confianza”.

Dentro del ciclo de catequesis sobre el ‘Padre Nuestro’, Francisco ha titulado la reflexión de hoy en la audiencia general, 9 de enero de 2019, Llamad y se os abrirá, del Evangelio según Lucas 11, 9-13.

El Santo Padre ha hablado de como Jesús es, sobre todo, “el orante”, y ha indicado que en cada paso de su vida, “es el Espíritu Santo quien lo guía en su actuar”. Antes de tomar decisiones importantes, “Jesús ora, dialoga con el Padre”.

La perseverancia en la oración, porque “aunque a veces pareciera que Dios no nos escucha, sin embargo no es así, porque ninguna oración queda desatendida”, ha asegurada Francisco. A la perseverancia se une la confianza puesta en Dios, “porque Él es un Padre bueno y nunca olvida a sus hijos que sufren”.

La oración “cambia la realidad, y nos cambia también a nosotros”. Es, ya desde ahora, la “victoria” sobre “la soledad y la desesperación”; “un camino que nos lleva a Dios, nuestro Padre, que espera todo y a todos con los brazos abiertos”, ha explicado el Pontífice.

La catequesis de hoy ha hecho referencia al Evangelio de san Lucas, del que provienen los 3 himnos diarios de la Liturgia de las Horas: el Benedictus, el Magnificat y el Nunc dimittis, y que nos muestra a Jesús en una atmósfera de oración.


contador de visitas com
Agencia Informativa Peninsular
henequenales.com.mx